martes, 21 de mayo de 2013

INICIO DE LA 5ª TEMPORADA DE "ÁGUILA ROJA"



“Águila Roja” ha vuelto a las noches de TVE volviendo a ser líder indiscutible en su franja horaria y dando cuenta que sigue tan fuerte como antaño, mostrando con sobriedad los elementos que han hecho de ella una de las series más longevas actualmente de la televisión pero también evidenciando los mismos errores que ya cometiera en el pasado más o menos cercano.

En cuanto a su apartado argumental, seguimos teniendo esas tramas llenas de aventuras que casi siempre están poniendo en riesgo a uno de los protagonistas, pero sin embargo en este recurso ya tan utilizado les está empezando a jugar en su contra, ya que sabemos que por muy límite que sea la situación que nos plantean, ni Alonso (Guillermo Campra), ni Margarita (Inma Cuesta) ni Satur (Javier Gutiérrez) va a morir. En este aspecto, el interés del espectador estriba en averiguar como saldrán del apuro, que a veces en su resolución está más justificada, a veces menos, u a veces solo echan mano de una intervención rápida de su héroe, Águila Roja. En estas tramas, es de agradecer el esfuerzo que se está haciendo por ofrecer bastantes exteriores, que suelen venir de la mano de las misiones de Gonzalo (David Janer). Las tramas, a veces un poco esperpénticas y que rizan el rizo, son lo suficientemente potentes para atrapar al espectador, arriesgándose los guionistas (ya que ha quedado perfectamente probado su éxito) a que la serie vea mermada por otro lado su credibilidad. Aunque si lo pensamos bien, un ninja en el siglo XVII ya tiene mucho que decir del espíritu de la serie.

En el apartado de personajes, nos encontramos con que tanto Cipri (Santiago Molero), Irene (Elisa Mouliaá) y Mariana (Mónica Cruz) están pasando francamente inadvertidos en este comienzo de temporada, y el doctor (Roberto Álamo) simplemente está desaparecido. Uno de los fallos que ya están alargando hasta la extenuación es la presencia fantasmagórica de la madre de Gonzalo, interpretada por Julia Gutiérrez Caba, y que intercala secuencias mudas de un minuto escaso cada capítulo sin hacer realmente aparición en la ficción. Los personajes del Rey (Xavier Elorriaga), la Reina (Eliana Sánchez) y del Cardenal Mendoza (Jose Ángel Egido) se van alternando con inteligencia, oxigenando el reparto, a la vez que el peso recae en los personajes verdaderamente importantes: el dúo de acción formado por Gonzalo y Satur, y el intelectual formado por la Marquesa (Myriam Gallego) y el Comisario (Francis Lorenzo). Gran parte del atractivo de la serie recae por un lado en la interpretación de los personajes tanto de la Marquesa como del Comisario, y en el alivio cómico que supone el personaje de Satur, perfectamente explotado capítulo tras capítulo. La temporada se desenvuelve por otro lado con la promesa de tener las incorporaciones puntuales de actores como Loles León, Carlos Areces o algún otro actor que siga atrayendo a la audiencia con cierta novedad, como si fuera un particular “7 vidas” en el Siglo XVII.

1 comentario:

  1. "Águila roja", una temporada más: ¡INFUMABLE! JJ.

    ResponderEliminar

Entradas populares